Infección de orina: seis remedios contra la cistitis en niños

La cistitis es una inflamación de la vejiga urinaria. Puede haber infección o no. La infección aguda se da cuando aparecen bacterias patógenas en las vías urinarias.

Las niñas son más propensas a sufrir cistitis que los niños. Esto es debido a que sus vías urinarias son más cortas y a las bacterias les es más fácil llegar hasta la vejiga, uréter y riñones.

Los factores que desarrollan cistitis puede ser un enfriamiento de la vejiga por sentarse sobre un suelo frío o húmedo o bañarse en agua fría. La causa más frecuente de la cistitis es una contaminación por heces debido a un mal hábito de limpieza después de defecar.

Los síntomas que aparecen en un niño con cistitis son opresión en la vejiga, picor, escozor o quemazón durante y después de orinar. Necesitan ir con frecuencia al lavabo y sólo expulsan unas gotas de orina.

En el caso de bebes y niños pequeños es difícil reconocer los síntomas. El bebé parece enfermizo, con fiebre, vómitos, escalofríos y dolor de vientre.

Si además de estos síntomas, el niño se queja de dolor en la zona de los riñones puede que la infección haya alcanzado el uréter y los riñones. En este caso y en niños menores de tres años, hay que consultar al pediatra.

Seis remedios homeopáticos contra la cistitis en niños

1. Aconitum 12DH

Aconitum se prescribe cuando los síntomas de la cistitis aparecen de repente. El niño tiene dolores intensos, grita y se coge los genitales. Está acalorado y puede tener un poco de fiebre.

2. Cantharis 12DH

Cantharis se prescribe cuando el niño siente dolor ardiente antes, durante y después de orinar. El niño tiene necesidad de orinar constantemente y la micción es escasa.

3. Dulcamara 12DH

Dulcamara se prescribe cuando el niño tiene dolor en la vejiga y apenas puede orinar. La orina huele mal y se pueden ver secreciones mucosas. El niño tiene mal humor, está impaciente, es caprichoso y exigente en lo que desea. Puede que el niño se note los pies helados. El niño es sensible al frío y a la humedad.

4. Nux vomica 12DH

Nux vomica se prescribe cuando los dolores son intensos y hay un dolor ardiente al orinar. El niño tiene la sensación de que su vejiga está llena y a punto de reventar. Siente ganas de orinar pero expulsa sólo unas gotitas. El dolor mejora con el calor.

5. Pulsatilla 12DH

Pulsatilla se prescribe cuando el dolor en la vejiga es ardiente e intenso. El niño tiene necesidad de ir frecuentemente a orinar. La cistitis aparece después de un resfriado o por coger „frío en los pies“. El niño tiene pérdidas de orina por la noche, al reír o al estornudar. El niño tiene un estado de ánimo variable, está lloroso y mejora con los mimos.

6. Sarsaparilla 12DH

Sarsaparrilla se prescribe cuando el dolor se intensifica al acabar de orinar. La micción puede ser abundante o poca. El niño está abatido y lloroso. Se irrita fácilmente. El niño llorará cada vez que tenga que ir al lavabo.

¿Cómo dosificar estos remedios?

Se administran 5 gránulos cada media hora durante hora y media. Luego esperamos dos horas a que el medicamento haga efecto. En caso de mejoría administramos 5 gránulos cada dos horas hasta que desaparezcan los síntomas.

Foto: “Unser Sonnenschein”, Sandra Schmitz  / pixelio.de



Publicado en: Homeopatía para niños

Leave a Reply

Be the First to Comment!

wpDiscuz