Hepar sulfur favorece las supuraciones

Hepar sulfuris calcareum, sulfurHepar sulfur (Hepar sulfuris calcareum) tiene siempre los nervios a flor de piel. Su intolerancia le vuelven colérico, grosero, cruel, hipersensible y siempre está a la ofensiva. Hepar sulfur se obtiene de la mezcla a partes iguales de flor de azufre purificada y de caliza de ostra.

Es una persona que todo lo hace deprisa, comer, hablar o beber. Se quejan siempre, no tienen capacidad de autocontrol.

Empeoran con el frío y corriente de aire. Tiene gran sensibilidad al dolor.

Tiene impulsos asesinos y deseo de arrojar cosas al fuego, se le conoce como el pirómano de la materia médica.

Es una persona destructiva, llena de debilidades que le llevan a tener pensamientos suicidas.

Hepar sulfuris calcareum tiene tendencia a infecciones de repetición y a supuraciones o excreciones purulentas prolongadas de olor desagradable, como de “queso viejo”. En hepar todo supura y hay dolor.

Tiene deseo de alimentos ácidos, de vinagre. Transpira al menor esfuerzo con sudores malolientes, agrios.

Principales indicaciones

La principal indicación es una patología donde hay supuración: forúnculos, abscesos, rinitis, sinusitis, otitis, abscesos dentales, conjuntivitis puruentas, orzuelos.

En cualquier caso, destaca la supuración y el olor desagradable del pus.

Nunca hay que utilizar una dilución baja de Hepar sulfuris calcareum (hígado de azufre calcáreo), en un proceso supurativo cuando la cavidad es cerrada o el drenaje es espontáneo e insuficiente.

Visite nuestra sección “Los 25 policrestos de la homeopatía”

Foto:  w.r.wagner  / pixelio.de



Publicado en: Homeopatía, Policrestos

Leave a Reply

Be the First to Comment!

wpDiscuz