Acaí: las bayas más nutritivas de la selva amazónica

Acai
El Acaí (Euterpe oleracea) es una palmera que crece en muchas zonas húmedas del norte de Sudamérica. Tiene un fruto rojo o baya que se utiliza como alimento en la elaboración de refrescos, helados y productos de repostería.

A pesar de haberse utilizado desde siempre como alimento en la zona amazónica, no fue hasta el año 1980 que se despertó un gran interés por esta planta y por sus propiedades, lo que progresivamente llevó a su cultivo extensivo por todo el Brasil.

Componentes del Acaí
La bayas del Acaí constituyen un nutriente muy completo pues contienen cantidades importantes de glúcidos (aporte energético), proteínas (aporte estructural para músculos, etc), lípidos en forma de ácidos grasos omega 3, 6 y 9 (aporte energético sin colesterol), fibra (regulador intestinal), hierro, calcio, magnesio, zinc, potasio, cromo, cobre, manganeso, vitamina A, vitamina C, vitaminas B1, B2, niacina, polifenoles (ácido elágico), antocianinas, flavonoides, ácido aspártico y ácido glutámico y 14 aminoácidos más, como componentes principales.

Propiedades del Acaí

  • Antioxidante
    Al ver la lista de nutrientes seguro que muchos ya habéis pensado en que el Acaí puede ser un buen antioxidante. En efecto, la combinación de vitaminas A y C con las antocianidinas y los polifenoles confiere al Acaí unas extraordinarias propiedades para combatir los radicales libres y el envejecimiento.
    Tiene buenos efectos sobre la piel y se están haciendo interesantes estudios para comprobar su capacidad preventiva del cáncer.
  • Inmunomudulador
    El Acaí contiene Acido elágico, un polifenol que actúa sobre el sistema inmunitario estimulando las defensas contra las infecciones por bacterias y virus. También reduce la respuesta autoinmune -ataque del sistema inmunitario a los propios tejidos del organismo- en casos de reuma o artritis.
  • Energético y afrodisíaco
    Esta composición tan especial de las bayas del Acaí, convierten a los zumos, bebidas y otros preparados de esta planta, en los preferidos de los deportistas. Los glúcidos del Acaí son una fuente de calorías para la práctica del deporte y de la actividad física en general. Además contiene 16 aminoácidos útiles para la reparación y reposición de las proteínas del tejido muscular que la actividad física desgasta. También los lípidos en forma de ácidos omega 3, 6 y 9 aportan energía y elasticidad a los tejidos mejorando la práctica del deporte.
    Se ha utilizado el Acaí como preventivo de la fatiga en casos de ejercicio físico aumentado, pues gracias al calcio, estimula además la actividad muscular. Los antioxidantes por su parte, mejoran la capacidad de recuperación de los tejidos después de un ejercicio intenso.
    También parece que gracias al ácido elágico mejoran las erecciones en el varón, por un efecto vasodilatador en el que interviene el óxido nítrico, que este ácido hace aumentar. El Acaí tiene así un efecto vigorizante a todos los niveles.
  • Adelgazamiento
    Los frutos del Acaí son también ricos en fibra, tanto soluble como insoluble. Esta fibra actúa en el tubo digestivo aumentando de volumen y provocando sensación de saciedad.
    Por otro lado tiene también un efecto regulador de la absorción de glúcidos como la glucosa y otros monosacáridos, evitando picos insulina y evitando también la activación del mecanismo que convierte el exceso de glúcidos en lípidos.
    El Acaí tiene gracias a este mecanismo de absorción lenta de azúcares un bajo índice glucémico.
  • Regulador intestinal
    Su alto contenido en fibra hace del Acaí un buen regulador intestinal en casos de estreñimiento habitual. Por otro lado su contenido en taninos (flavonoides y ácidos fenólicos astringentes) hacen que sea útil cuando hay diarreas.
  • Salud cardiovascular, colesterol
    El alto contenido en fibra soluble y en beta-sitosterol hace del Acaí un eficaz regulador de los niveles de colesterol en la sangre. Los ácidos grasos omega 3, 6, 9, el magnesio y el calcio, contribuyen a que las arterias se mantengan flexibles y tengan una buena contractilidad para hacer circular la sangre.
    El potasio proporciona al Acaí propiedades diuréticas y depurativas, muy útiles para prevenir la retención de líquidos y la hipertensión.
  • Estrés, nerviosismo, insomnio
    El Acaí actúa también sobre el sistema nervioso central. Se ha visto que la especial combinación de antioxidantes y vitaminas -como las del grupo B- que se da en el Acaí puede mejorar las habilidades cognitivas y favorecer un sueño reparador. Las antocianinas tienen un efecto vasodilatador a nivel cerebral que podría mejorar la memoria y evitar el deterioro de otras capacidades intelectuales.
  • Remineralizante
    El contenido en potasio hace del Acaí un depurativo muy interesante. Su contenido en calcio, magnesio, zinc y hierro evitarán cualquier posible pérdida de minerales.
  • Otras patologías
    Se están estudiando posibles aplicaciones del Acaí en el tratamiento y prevención de problemas de salud como la diabetes, la artritis, problemas relacionados con la vista, inflamación de la próstata, etc.

Acaí: el “superalimento”
Por todo este impresionante conjunto de propiedades, actualmente el Acaí es uno de los alimentos más consumidos en toda América. A pesar de ser una planta utilizada desde muy antiguo por la etnomedicina nativa, su consumo está ahora más de moda que nunca, particularmente por sus propiedades antioxidantes.

Todo este conjunto de propiedades, común a una diversa serie de plantas, cuyos frutos -generalmente bayas rojas- son muy ricos en flavonoides y derivados, dió lugar a la denominación genérica de “superalimentos” (“superfoods”). Sin embargo, esta denominación generó enseguida confusiones y malentendidos entre los usuarios.

Es por ello que no se recomienda su utilización. En USA, la Food and Drug Administration, organismo encargado de velar por la seguridad de medicamentos y alimentos, prohibió incluso la utilización de esta palabra.

En cualquier caso, el Acaí tomado como alimento o como suplemento nutricional (cápsulas, etc.) puede proporcionar a nuestro organismo muchos beneficios, estando además totalmente exento de cualquier tipo de contraindicación.

Farmacia Germana

Jordi Lafarga

Especializados en Homeopatía, Fitoterapia, Dietética y Nutrición, Medicina Natural y Cosmética y Maquillaje personalizados.

Ronda Sant Pere, 15. 08010 Barcelona. Tlf. (+34) 93 3173938. Internet: farmaciagermana.com

Foto: Lets.



Publicado en: Colesterol, Medicina natural

Leave a Reply

Be the First to Comment!

wpDiscuz